jueves, 19 de junio de 2014

Dificultades Colosales




Un título nada alentador, pero con un propósito de compartir una idea sobre la actualidad venezolana.

Desde el martes 10 de junio de 2014 se puso en marcha un cambio trascendental, reseñado escasamente por los medios de comunicación impresos y las Escuelas de Economía de las universidades, como lo ha sido el uso de tres (3) tasas de cambio para el cálculo de la base imponible de los impuestos pagados por los importadores al momento de traer mercancía y nacionalizarla. Dichas tasas son a seis bolívares con treinta céntimos (Bs 6,30)  para las divisas compradas a la Comisión de Administración de Divisas (CADIVI) y a las tasas que se adquieren en el Sistema Complementario de Administración de Divisas (SICAD) I entre diez y once bolívares exactos (Bs 10,00 – Bs 11,00)  y  el II entre cuarenta y ocho y cincuenta bolívares exactos (Bs 48,00 – Bs 50,00) respectivamente, por cada dólar estadounidense. Ello trae como consecuencia que las empresas comprometan su flujo de caja, destinando recursos financieros en el pago de los tributos de las importaciones que pudieran ser destinados en proyectos de mejora continua de sus procesos internos. El porcentaje aproximado del ajuste cambiario oscila entre un sesenta y seis con sesenta y seis (66,67%) y un seiscientos noventa y dos con seis por ciento (692,06%), con lo cual el consumidor recibirá el efecto inflacionario en el corto plazo.

Por otro lado, el Gobierno Nacional recaudará más tributos por cada importación, estabilizando sus ingresos para cubrir déficits dentro de la Ley de Presupuesto Nacional 2014 por la subestimación del mismo, con un nivel de gastos mayor que el de ingresos. Adicionalmente se estima con la unificación de la tasa de cambio, su posterior liberación de forma abrupta. Las devaluaciones y revaluaciones de una moneda pueden ser positivas o negativas, de acuerdo al contexto de cada época. En el caso venezolano, con un control cambiario que tiene más de once (11) años de vigencia, una liberación no gradual del mismo y la posible minimización de subsidios traerá inconvenientes en el poder de compra de la ciudadanía si no se toman medidas complementarias para disminuir su impacto.

Venezuela, siendo un país con recursos humanos y naturales, atraviesa por una situación económica sin precedentes por la inadecuada aplicación de políticas económicas contrarias a la resolución de los problemas cotidianos de sus ciudadanos (inseguridad, desabastecimiento, desempleo, salud, otros). Los ingresos excedentarios fueron usados inapropiadamente, se obvió pagar los pasivos laborales de la administración pública (en los niveles nacional, estadal, municipal y entes autónomos) y demás inversiones requeridas en el crecimiento y desarrollo del Estado Venezolano. Se requieren consensos fundamentales para reactivar la economía en beneficio de todos los ciudadanos. ¡Dios proteja y siga bendiciendo a Venezuela!

martes, 13 de mayo de 2014

La Vida Sigue



El título de esta entrada no hace referencia a la popular telenovela brasileña transmitida por Venevisión Plus, sino a las dificultades a las cuales los ciudadanos venezolanos se enfrentan día a día. Se podrían enumerar las mismas, pero se deben puntualizar en los más apremiantes, tales como la inseguridad, el desabastecimiento, la inflación y los servicios públicos.

En el apartado de la inseguridad se puede mencionar la personal, que impide el libre ejercicio de los derechos fundamentales contemplados en la carta magna de 1999, entre ellos el de la vida y la libertad económica. La violencia armada, los homicidios, los robos, los secuestros, el hurto y otros impiden el normal desarrollo del ser humano en su entorno individual y social.

Entre tanto el desabastecimiento, ocasionado por medidas económicas incorrectas a lo largo de quince (15) años, entre ellas el control cambiario y las expropiaciones de terrenos y fábricas, se ha acentuado en el curso del primer semestre de 2014. En la capital de la república se están presentando escasez de algunos productos básicos como el papel higiénico y servilletas. En las nueve (9) entidades federales fronterizas (Zulia, Táchira, Apure, Amazonas, Bolívar, Sucre, Monagas, Falcón y Carabobo) el desabastecimiento en sus capitales y demás municipios se observa con preocupación las colas para ingresar a establecimientos comerciales y luego pagar los productos buscados. En los sectores público y privado de salud, el suministro de equipos, repuestos e insumos presentan retrasos, incrementándose el tiempo de espera para los usuarios.

Con la inflación, el poder adquisitivo de los consumidores está en deterioro, trayendo como consecuencia que estos recurran al crédito para pagar gastos fijos como alimentación, pólizas de vehículos y de hospitalización y cirugía. Ello genera deuda crediticia la cual debe ser pagada en plazos que oscilan entre los doce (12) y treinta y seis (36) meses.

Entre los servicios públicos con deterioro, las autopistas y carreteras presentan huecos en su pavimento, existen carencias en la iluminación (de postes y/u ojos de gato) y el rayado es deficiente. Los frecuentes racionamientos del servicio eléctrico y de agua se han agudizado por la falta de inversión en ambos sectores, sus tarifarios generan déficit, falta de mantenimiento de las instalaciones y deficiencias en los respectivos sistemas de inventario. Tanto las ciudades como las localidades pequeñas sufren racionamientos severos de ambos servicios.

Las recomendaciones para solucionar estos problemas radican en promover la paz y reconciliación nacional, fortalecer la institucionalidad, liberar gradualmente el control cambiario, incentivar la producción nacional y finalizar convenios comerciales desfavorables para la república. Es cuestión de voluntad política. Entre tanto, la vida sigue.

lunes, 28 de abril de 2014

La Importancia de Cotizar Seguro Social




El Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) fue fundado en 1944 con la finalidad de brindar respuesta a la clase trabajadora desde el punto de vista del cuidado de la salud de manera preventiva y correctiva. A partir de 1966, con la reforma de la Ley del Seguro Social Obligatorio (LSSO) se incorporaron beneficios tales como el establecimiento de pensiones por causa de invalidez, incapacidad parcial, vejez y sobrevivientes (viudez y/o hijos menores de edad), asignaciones por nupcias y funerarias.

¿Cómo se obtiene el derecho a la pensión de vejez? El trabajador debe cotizar como mínimo durante setecientas cincuenta semanas (750) ante el IVSS, contar con sesenta (60) años de edad para los varones y cincuenta y cinco (55) en el caso de las mujeres. Así mismo se deben presentar los recaudos contemplados en la norma antes señalada (forma 14-100, constancias de trabajo, otros) ante la Caja Regional respectiva.

Desde el 30 de abril de 2012, con la reforma de la LSSO publicada en la Gaceta Oficial Nro. 39.912, las personas naturales con más de cien (100) semanas cotizadas pueden inscribirse como trabajadores no dependientes ante la Caja Regional respectiva, con la introducción de los siguientes recaudos en tres (3) carpetas de manila identificadas: fotocopia de la cédula de identidad ampliada, forma 14-196 (solicitud de afiliación ante el IVSS), copia de la información de la cuenta individual y copia del Registro de Información Fiscal (RIF).  El proceso se toma entre tres (3) y cinco (5) días hábiles. El pago de las cotizaciones se debe efectuar después de los días seis (6) de cada mes, en las entidades bancarias autorizadas por el IVSS, con planillas de las mismas que tienen el logo de la institución.

¿Cuál es la finalidad de este artículo? Informar a los Profesionales en libre ejercicio, Comerciantes, Amas de Casa y demás trabajadores en edad económicamente activa, con más de cien (100) semanas cotizadas y menos de setecientas cincuenta (750), de la facilidad de seguir cotizando hasta cumplir con los requisitos exigidos por la LSSO antes de alcanzar las edades estipuladas del goce al derecho a la pensión de vejez.  De esta manera, se tendrá garantizado un ingreso fijo complementario en el futuro.